Compartir

La Jornada a Campo del IPCVA llevada a cabo este miércoles en el Establecimiento “La Negrita” contó con la destacada presencia del Ingeniero Agrónomo Adrián Bifaretti, Jefe del Departamento de Promoción Interna del IPCVA.

Antes del mediodía y ante una carpa colmada de asistentes, brindó detalles sobre la industria cárnica en la disertación titulada: “El país del asado y del argentine beef, dos caras de una misma moneda.

Previamente a tomar la palabra, en diálogo con Primero Noticias, se refirió al consumo de carne en nuestro país, a la exportación de carne, entre otros puntos relacionados.

En primer lugar, Bifaretti destacó que en los primeros 10 meses de este año se produjo una recuperación del 7% en el consumo de carne vacuna, lo cual calificó como “un dato verdaderamente alentador”. Según explicó, “veníamos de 21 meses de caída de consumo interanual en Argentina de todos los bienes y servicios”. Y añadió: “esto está acompañado del lado de la oferta por una mayor disponibilidad de carne en el mercado, el sector está respondiendo este año con entre un 8 y un 9% más de faena en el mercado”.

El especialista en el tema dijo además, que se perciben también algunas señales en el mercado internacional: “si comparamos los primeros 10 meses de este año con los del año pasado, tenemos un 30% más de carne exportada, en un contexto de un 23% más en valor del negocio con respecto al 2016”, explicó.

Bifaretti se refirió también a la influencia de la crisis en el consumo de carne. “La misma crisis ha hecho que el consumidor se vuelva más exigente y le preste más atención a la relación precio/calidad”, reflexionó y puntualizó que en el último mes realizaron un estudio sobre el presupuesto de la gente en carnes y el dato que arrojó es que, en carne vacuna, la gente gasta $314 y en pollo $200. “Si se evalúa globalmente, la carne vacuna se lleva el 30% del presupuesto de la gente, el resto se va a pollo, a cerdo, a pescado y a otras alternativas”, informó, al mismo tiempo que agregó: “la carne vacuna no está sola, como años anteriores; entonces, el sector tiene que tomar nota de esto. Si nosotros podemos integrar mejor el mercado interno y el internacional, es bueno que no esté sola. En la medida en que se compliquen las exportaciones, siempre es una ventaja tener un mercado interno fortalecido”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here