Inicio Cultura Colegio Da Vinci: el 1º en aportar energía a la red

Colegio Da Vinci: el 1º en aportar energía a la red

43
0
Compartir

En un trabajo articulado entre técnicos, docentes, alumnos y empresas contribuyentes, se concretó este proyecto que, además de tener un fin educativo, genera conciencia en el cuidado del medioambiente.

A partir de un proyecto de energía sustentable encarado desde la Fundación Leonardo Da Vinci, el colegio vinculado a la ONG se convirtió en la primera institución educativa de la provincia en aportar a la red de Epec con paneles solares. Se trata de una iniciativa que no sólo tiene una arista técnica, sino que también busca generar conciencia en los alumnos sobre el cuidado del medioambiente.

Junto al presidente de la fundación, Guillermo Pedruzzi, acompañaron el proyecto Marino Alberto Pugliese, como asesor en el proceso de instalación de los equipos, y Juan Carlos Benvenutto, director de la empresa que hizo posible el convenio para la obtención de los equipos instalados.

En diálogo con PUNTAL, Pedruzzi comentó: “Desde hace tiempo trabajamos con el proyecto de escuela sustentable, y una de las condiciones es la energía”. Señaló que, a partir de esta iniciativa, se pensó en generar una escuela y consiguieron 46 paneles en comodato. “Se nos exigió la infraestructura civil, la de conexión, y convencer a Epec de que estábamos en condiciones de instalar una estación de generación eléctrica y estar conectados a su red”, explicó.

Sostuvo que las aristas del proyecto vinculadas a lo civil y a lo eléctrico se fueron desarrollando con dos cátedras: Ciencia y Tecnología, y Formación para la Vida y el Trabajo, con un grupo de alumnos que se fue formando como “pequeños ingenieros prácticos”: “Calcularon la energía, los cables que se debía usar, cómo debía ser la obra mecánica civil, entre otros puntos”, indicó el docente.

-¿Cómo fue el aporte de empresas?

– Se recurrió a empresas que aportaron a comodato los paneles solares y elementos para la construcción de los pilares para instalar las estructuras. En toda la instalación participaron también los alumnos. Una vez que se avanzó en la instalación, se buscó el permiso de Epec, porque hay una ley nacional de Energías Sustentables, pero Córdoba no ha reglamentado aún la normativa. Se avanzó en este camino burocrático hasta que se concretó la firma de un convenio con la definición de los puntos en los que se trabajaría.

– ¿Hay otras instituciones que mantengan un vínculo similar de aporte a la red de Epec?

– Actualmente hay 4 instalaciones de este tipo, y somos el primer colegio en Córdoba que lo trabaja. El resto son empresas que experimentan también en la energía sustentable. En Río Cuarto, en tanto, no hay instalaciones similares.

Pedruzzi comentó que se instaló un medidor bidireccional que permite leer la energía que consumen desde la escuela y la que ellos generan. “La tarifa que nos cobrarán es la diferencia entre lo que generamos y lo que consumimos, pero en verano, como no hay actividad, el volumen de energía que aportamos pasa a la red, en un período de mucha necesidad”, explicó el referente de la institución.

Señalaron que se trata de “un sistema que se implementa en los países nórdicos, que aporta a la red un buen caudal de energía para el barrio”, y que, además de lo educativo en la formación técnica de la escuela, “queremos generar conciencia sustentable, porque los alumnos tendrán un reporte de la energía que generan y cuánto ahorran”.

El director de la fundación Leonardo Da Vinci reflexionó acerca de que esto sirve para que la comunidad de la institución entienda que la ejecución de los proyectos no es mágica, “son a mediano y largo plazo y hay que tener la voluntad para ejecutarlos y la resiliencia de comprender que los proyectos necesitan tiempo y esto es un ejemplo de haber tenido la decisión  del Estado y la empresa para que las cosas sucedan”.

FUENTE: Diario Puntal

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here