Inicio Nacionales Dan de alta al fiscal Cartasegna

Dan de alta al fiscal Cartasegna

586
0

Fernando Cartasegna, titular de la Unidad de Instrucción N°4 de La Plata, se encuentra fuera de peligro. Este jueves a las 7.30 recibió el alta médico del Hospital Italiano. Ayer lo maniataron e intentaron ahorcarlo en su despacho.

Este miércoles a la tarde, el fiscal platense Fernando Cartasegna, quien investiga la corrupción policial, apareció golpeado, con las manos y los pies atados y una soga en el cuello en su despacho oficial.

Por las heridas efectuadas, el fiscal debió ser trasladado al Hospital Italiano, en La Plata donde tras ser estabilizado y observado, recibió el alta este jueves a las 7.30 de la mañana.

Cartasegna había sido atacado y amenazado este sábado por dos hombres y una mujer quienes lo arrancaron de su auto cuando llegaba a la puerta de Tribunales de La Plata.

Parte médico

«Fue recibido por el doctor Leonardo Cemborain, quien constató que el fiscal se encontraba lúcido, ubicado en tiempo y espacio, y colaboraba normalmente con el interrogatorio», según difundió este miércoles en un parte médico el centro asistencial.

De acuerdo a los profesionales, el cuadro clínico del titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 de Delitos Conexos con Trata de Personas y Pedofilia «no reviste gravedad», pese a haber sufrido un «intento de ahorcamiento».

«Se evidencian marcas en el cuello y en ambas muñecas, producto de haber sido maniatado y sufrido un intento de ahorcamiento, según relató él mismo. El resto del examen físico es normal», confirmaron los médicos.

El funcionario investiga la causa de «los sobres» en relación a coimas que recibirían efectivos de la Policía Bonaerense.

Desde la Procuradoría General

Julio Conte Grand, Procurador General de la Provincia de Buenos Aires, confirmó que le otorgaron licencia «por tiempo indeterminado». El jefe de los fiscales bonaerenses agregó que la decisión «se tomó de forma unilateral».

Conte Grand informó además que en el despacho del fiscal no había seguridad, que la puesta estaba cerrada con llave por dentro y que el atacante dejó escrita con azúcar la palabra «Nisman» en la puerta.

Fuente: La nueva Mañana

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí